Lunes, 18 Junio 2018

Cultura/Ciudad

  • Categoría: Cultura
  • Escrito por Anahí
  • Visto: 2447

PÁTZCUARO

El nombre de Pátzcuaro tiene diversos significados. Se ha definido como “Phascuaro” que significa: “en donde tiñen de negro”; otros sostienen que viene de “petatzecuaro”: “lugar de cimientos o asientos para templos”; otra interpretación es“petatzimícuaro”, que significa: “lugar de espadañas”, otros afirman que significa: “lugar de alegría”, y aún otra interpretación significa: “asiento de cués (templos)”. Pátzcuaro ha sido nombrada Patrimonio Mundial de la Humanidad debido a su atmósfera rústica y colonial con calles empedradas y casas con techos de tejas, sus plazas, iglesias, edificios históricos, artesanías, así como por su bello lago del mismo nombre. Cuenta con una población de 80,733 habitantes, Se puede llegar a la ciudad por diversas carreteras y autopistas. Tiene un clima templado, con lluvias en verano y su temperatura oscila entre los 9.2 y 23.2º C.

Info. Estado   Regresar

Historia

Se dice que los primeros pobladores de la ciudad fueron caciques Chichimecas quienes fundaron Pátzcuaro aproximadamente en el año de 1324. Posteriormente Pátzcuaro se convierte en la ciudad principal de los Tarascos. Al llegar los españoles al actual estado de Michoacán, se refugiaron en esta ciudad los habitantes que huían de los conquistadores. En 1526 llega Nuño de Guzmán y comete diversos crímenes contra los indígenas. Los sobrevivientes habitantes de las diversas poblaciones Michoacanas se refugiaron en las montañas, quedando la región despoblada. En 1538 se establecen en Pátzcuaro la capital de la provincia y su sede episcopal, siendo su primer obispo Don Vasco de Quiroga. Este lleva familias españolas e indígenas a la ciudad para que se vuelva a poblar. Al ocurrir la muerte de Quiroga (1565) se empieza a vivir una etapa de decadencia en Pátzcuaro, que concluye con el traslado de la capital a la ciudad llamada hoy en día Morelia. Durante la Guerra de Independencia Pátzcuaro sufre varios ataques y cuenta con figuras que participaron en las conspiraciones de la lucha como Gertrudis Bocanegra quien fue fusilada en esta ciudad en 1817. Durante el siglo XX, Pátzcuaro resurge con la reconstrucción de su ciudad, con la intención de preservar su patrimonio histórico y cultural.

Festividades

Sin información disponible.

Artesanía

Se pueden observar diversos artículos de madera: juguetes, muebles; ropa típica; alfarería, manteles tejidos, bandejas laminadas en oro talladas y finamente pintadas a mano, entre otras maravillas.

Gastronomía

Pescado blanco, sopa tarasca y alimentos basados en el maíz como: tamales, corundas y huchepos; así como nieve de pasta, chocolate de metate molido a mano, enchiladas y boquerones.

 

SITIOS DE INTERÉSDESCRIPCIÓN
Museos Históricos Sin información disponible.
Museos de Arte Moderno Sin información disponible.
Museos Varios Ex Convento de San Nicolas.
El Colegio de San Nicolás fue construido en 1540, con mano de obra indígena y por órdenes del Rey Carlos V. Este colegio fue el mas antiguo de América, y fue trasladado a la entonces ciudad de Valladolid en 1580. En la construcción de este inmueble se puede observar que el piso es de hueso de animal y laja, materiales que en el siglo XVIII eran muy populares. Este edificio se localiza al oriente de la Plaza de Vasco de Quiroga. Actualmente alberga al museo de artes populares. Aquí se exhiben colecciones de artesanías michoacanas, mostrando todos sus procesos de elaboración. Este museo es el primero en su género dentro de la Republica Mexicana; ya que cuenta con las mejores colecciones de lacas, maques y peribanas.
Muralismo Sin información disponible.
Zonas Arqueológicas Tzintzuntzan.
Este lugar fue descubierto por el explorador español Porrillas en el siglo XVI. Se encuentra ubicado al noreste de Patzcuaro. Aquí se pueden admirar las famosas yácatas, que son construcciones prehispánicas de planta rectangular que se encuentran orientadas hacia el lago. Aquí también se levantaron 5 edificios piramidales que eran templos dedicados a sus dioses. Esta fue en su tiempo considerada la capital del reino Tarasco. También se puede observar el llamado atrio de los olivos, sus templos franciscanos y unas hermosas capillas abiertas del siglo XVI. En las calles, los indígenas venden sus artesanías a base de tule, barro y paja. Sus festividades más importantes son las del Día de los Muertos, con velación y ofrenda en el cementerio el 1 y 2 de Noviembre, y las de Semana Santa, con representaciones bíblicas y procesión de Cristos.
Ihuatzio.
Ihuatzio significa “lugar de coyotes”. Esta una pequeña población que fue habitada en la época prehispánica por los purépechas. Se localiza a 5 kilómetros de Patzcuaro, por la carretera número 20 a Quiroga. Se trata de una de las zonas arqueológicas más importantes de la región, que fue utilizada como observatorio astronómico y centro ceremonial hasta la llegada de los conquistadores. Destacan en el sitio las pirámides conocidas como “yacatas”; dedicadas a “Curicaveri” y “Xaratanga”has”; además de ofrecer un excelente clima para el visitante. En la actualidad sus habitantes se dedican tanto a la pesca como a la agricultura; así como a la elaboración de artesanía tejida con fibras vegetales, manteniendo así su cultura y tradición. Esta población es una de las más extensas y complejas, arquitectónicamente hablando, del estado de Michoacán. Sus restos arqueológicos se encuentran distribuidos en una superficie de aproximadamente 50 hectáreas.
Iglesias Basílica de Nuestra Sra. de la Salud.
Es el templo más importante de Pátzcuaro. Se empezó a construir en 1540, por órdenes del primer obispo de Michoacán, Don Vasco de Quiroga, cuyos restos descansan ahí mismo. Funciono como catedral desde 1580 y fue hasta el año 1924, cuando adquirió la categoría de Basílica. El edificio sufrió innumerables contratiempos a lo largo de su construcción, motivo por el cual no se pudo realizar de acuerdo al proyecto original de Quiroga. Otras causas por la que no pudo concluirse fueron los temblores y modificaciones diversas. La última de las modificaciones fue realizada en el siglo XIX, sobre la antigua estructura del siglo XVI. En el interior del templo se encuentra la imagen de la Salud, Patrona de la ciudad. La imagen fue modelada en pasta de caña de maíz, técnica artesanal y tradicional de Michoacán.
Iglesia de San FRancisco.
Este templo es considerado como de los más antiguos en la ciudad. Su construcción data del siglo XVI, y en ese mismo siglo fueron pintadas al óleo la imagen del papa y de San Francisco de Asís, el cual es venerado en ese lugar. También se puede observar la de un cristo elaborado a base de caña de maíz. El templo fue fundado en 1545, por Fray Martín Valencia, uno de los primeros doce Franciscanos en llegar a este templo, y sus restos descansan en el presbiterio conforme a su último deseo.
Iglesia de La Compañía.
Su construcción data del siglo XVII, siendo uno de los más antiguos de la ciudad. Fue el segundo colegio jesuita en el país después del de la ciudad de México. Consta de una sola bóveda de cañón corrido con dos áreas laterales, formando una cruz latina. Se puede observar una interesante pintura con varios arcángeles mostrando motivos de la Pasión de Cristo; esta se atribuye al pintor colonial Juan Miranda. Su fachada es de estilo barroco con techo a dos aguas. En el altar mayor se puede observar un verdadero tesoro en reliquias de Santos y Mártires, que los monjes Jesuitas trajeron a finales del siglo XVI.
Plazas, Monumentos y Otros Plaza Pricipal o Plaza Vasco de Quiroga.
Es una de las plazas más grandes y bellas de América. Ésta se encuentra rodeada por portales y bellísimas casas coloniales. Lo que hace diferente a este sitio es la ausencia de templos religiosos, ya que en la época prehispánica este espacio era utilizado para viviendas y comercio; quedando en la colina el espacio para sus templos o centros ceremoniales. Ésta plaza es conocida por el nombre de corazón de Patzcuaro, por sus verdes fresnos y su hermosa fuente de forma circular que rodea la estatua del obispo Vasco de Quiroga, quien fuera un hombre piadoso, benefactor y defensor de los indígenas puerépechas.
Casa Real de Costumbres o Casa de la Aduana.
Está ubicada en la calle Ponce de León No 16. Esta casa se dedicó, desde su fundación al comercio, y fue tanta su importancia que se le dio el nombre de “real aduana”. Fue remodelada recientemente, por lo que hoy en día se pueden observar sus hermosos detalles, como son su puerta con un bello escudo en cantera y sus elegantes balcones.
Casa del Gigante.
Esta casa también es conocida como Mansión de los condes de Menocal. Se llama así porque en su interior, junto a la escalinata que conduce a la planta de arriba, esta la escultura de un guerrero de dos metros de altura, que fue elaborada con piedra monolítica, pintada en colores. Fue construida a finales del siglo XVIII. En ella se puede observar un romántico patio y una bellísima fuente de tipo colonial. Esta casa se ubica en la parte oriente de la plaza Vasco de Quiroga, y es considerada como una de las más hermosas de la ciudad.
Casa de los Once Patios.
Se trata de un conjunto arquitectónico, cuyos trabajos datan del siglo XVII y fue construido a instancias de don Pedro Antonio Ibarra Sanguitia y su esposa doña Manuela de Izaguirre y Soria. En este edificio se instaló el hospital de Santa Martha y posteriormente el convento de las monjas Dominicas de Santa Catarina, establecidas a mediados del siglo XVIII. En sus patios pueden observarse interesantes muestras de lo que fue la vida de encierro religioso en esa época, y es uno de los principales motivos por el cual recibe su nombre actual. Se ubica entre las calles de Lerin y José Maria Coss, en la parte norte de la plaza principal. En la casa de los once patios se trabajan diferentes artesanías de la región, para ser vendidas al público posteriormente.
Janitzio.
Esta famosa isla, cuyo nombre significa “cabello de elote”, es uno de los lugares más importantes de la región. Se localiza a 20 minutos del muelle. Entre sus muchos atractivos, se encuentra una estatua de 40 metros de altura del general José Maria Morelos y Pavón, en cuyo interior se puede apreciar un mural con diversas escenas de su vida, y al subir por su escalera se puede llegar hasta un mirador desde donde se puede apreciar la vista panorámica de la ciudad. Los habitantes de esta comunidad indígena han conservado en gran parte la autenticidad de sus costumbres, una de las más importantes es la velación de sus muertos, en una impresionante ceremonia, donde los pescadores salen con sus lanchas iluminadas con veladoras. También, en esta isla se pueden admirar y adquirir diferentes artesanías, así como saborear exquisitos platillos típicos en sus diferentes restaurantes, que son atendidos por los mismos habitantes de la isla.
Yunuén.
Su nombre significa “media luna”. Es una isla muy hermosa que se encuentra cerca de Janitzio. Ésta cuenta con abundante vegetación y un centro vacacional, con confortables cabañas, salón de convenciones, un modesto restaurante y una casa de artesanías. Estas construcciones reflejan la vida sencilla de sus habitantes. También se puede observar un pintoresco embarcadero.
Jaracuaro.
Esta isla, que es la más grande dentro del lago de Pátzcuaro se localiza a 18 kilómetros de la ciudad, y está unida a tierra firme por medio de un puente que permite el paso de vehículos. Se dice que la isla Jarácuaro fue dedicada a la diosa Xaratanga, que era una divinidad lunar. Sus pobladores aun conservan el lenguaje y costumbres purépechas; habitan en casas de adobe, y trabajan principalmente en la elaboración de sombreros y tortilleros de palma, aunque también se trabaja el bordado. Uno de sus atractivos principales es su templo, construido en el siglo XVI, así como la recientemente restaurada Capilla de la Natividad.
Pacanda.
El nombre de esta isla significa en purépecha “empujar algo al agua”. Se localiza a 35 minutos del muelle y es una isla de forma circular. En su interior se encuentra una laguna que quizás sea un cráter volcánico. Dentro de esta laguna habitan diversas especies, predominando el pato y la carpa. Su topografía plana permite que algunos de sus habitantes se dediquen a la agricultura. Además, cuenta con una plaza de grandes dimensiones con hermosas jacarandas, donde se muestran las manifestaciones populares de los lugareños. También se encuentra un hermoso templo dedicado a San Pedro, que data del siglo XIX. En este sitio aún se conservan costumbres y tradiciones ancestrales.
Playas y Bellezas Naturales Lago de Patzcuaro.
Es un lago precioso que se ubica a cuatro kilómetros del centro de la población, no solo es uno de los lugares más bellos del mundo sino que es considerado como uno de los lagos más altos del planeta. La trayectoria del estado de Michoacán esta íntimamente ligada a el. Este lago cuenta con un litoral de 55 kilómetros y acoge a las islas de Janitzio, Jaracuaro, La Paconda, Tecuan y Yunuen. Sus aguas son habitadas por cinco especies de peces: el famoso pescado blanco, la obina negra o trucha, acumara, virus y cheguas. El lago se encuentra rodeado por 26 pueblos indígenas, cada uno muestra su belleza y personalidad propia, y eso mismo nos invita a visitarlos.
Cerro del Estribo.
Desde la cima del estribo se puede observar un hermoso panorama de Pátzcuaro, su lago, islas (Janitzio, Yunven y Tecuela), sus campos y pueblos vecinos. Este volcán extinto se encuentra al poniente de Pátzcuaro.
Tecuén.
Es una pequeña isla que se localiza en el lago; su nombre significa “miel buena”. Se encuentra situada a 25 minutos del muelle, hacia el norte de la isla de Janitzio. Es un lugar tranquilo que invita al descaso y reflexión, tiene un mirador en su parte más alta donde se puede observar el lago, sus islas y pueblos cercanos.